WWF WrestleMania (NES)

Ficha Técnica

Compañía: Rare Ltd (Distribuido por Acclaim)
Año: 1989
Plataforma: Nintendo NES
Control: mando default de consola

Prólogo

¿Que es un Wrestlemania sin Hulk Hogan haciendo su numerito?

A punto de entrar a la década de los 90s, y en Estados Unidos la empresa (entonces conocida como) WWF se perfila para convertirse en una de las más importantes del deporte-espectáculo conocido como Wrestling en dicho país. Con un estilo caricaturesco de sus personajes, y grandes shows tanto arriba del ring como fuera del mismo, poco a poco fue afianzando un lugar importante en el público estadounidense usando una mezcla curiosa de combate físico y espectáculo de luz y sonido.

Uno de los pilares de esa popularidad fue la realización de eventos anuales más extravagantes de lo ya estilado (lo cual ya es decir, considerando esta compañía) destacando particularmente Wrestlemania, inaugurado en 1985.

Con dicha popularidad subiendo como la espuma, tratar de explotar el mercado de los videojuegos, un nicho que también contenía una buena porción de fans del producto, era algo inevitable proveyendo a dichos aficionados la posibilidad de emular las hazañas de sus ídolos, pero ya no con genéricos como en juegos previos, sino con las auténticas figuras.

Juego

La lucha fue más pareja de lo que parece.

Viendo como fueron los primeros WrestleManias, donde era frecuente el combate físico cercano, corriendo constantemente e impulsándose de las cuerdas con poco llaveo, la compañía desarrolladora buscó dar una experiencia más cercana a lo que era el Wrestling ofrecido por la entonces WWF en esa época, a diferencia de videojuegos previos que estaban más orientados al estilo japonés donde el llaveo es un recurso más común.

Las gráficas son muy buenas, con un ring claro, y donde los detallados luchadores recuerdan efectivamente a sus contrapartes de la vida real. Ahora, lo que muchis aficionadis a los videojuegos de la época esperaban en un videojuego de lucha libre, sobre todo acostumbrados a títulos previos, era el aplicar vistosas llaves a los rivales. Eso no lo ofrece este videojuego.

Verán, lo más que se puede hacer es moverse en el ring, repartir golpes estando parados, variando el tipo de golpe según el botón presionado. Al correr se puede dar otro golpe, o incluso impulsarse desde las cuerdas para dar otro tipo de golpe. Bueno, hasta eso, depende el luchador, porque en vez de hacer que al presionar un botón se aplique una llave distinta según el luchador, se optó porque no todos los luchadores hagan algo al presionar una combinación en el control.

Hubiera preferido someter a otro…

Lo cual es sumamente confuso y frustrante. Cierto, el concepto de hacer distinciones de luchadores es un acierto, pero la ejecución deja mucho que desear. Sin embargo hay algo interesante: los combates no son monótonos. Esto es porque cada luchador tiene diferente velocidad, fuerza o resistencia. Aquí viene otro punto discutible, hay luchadores que son un abuso jugar con ellos, y otros con los que ganar es una hazaña en sí misma.

Cada luchador en un combate tiene una barra de energía que se va reduciendo al recibir golpes, o darlos. Y se va llenando muy lentamente en caso contrario (o al recibir ciertos objetos) por lo que tirar golpes a lo bruto, sin conectar, no es aconsejable. De hecho, la única llave disponible en todo el juego es un Body Slam, y sólo puede aplicarse al tener más energía que el rival. Solo se puede rendir un rival cuando este no tiene energía.

El videojuego ofrece sólo mano a mano. Ya sea sin límite de tiempo contra la Inteligencia Artificial, un torneo donde debes derrotar a los otros luchadores (si pierdes, se acaba el juego. Tiene límite de tiempo y si empatan, se repite hasta definir ganador) o el de dos jugadores humanis que se enfrentan entre sí.

Luchadores

Los siguientes luchadores están a disposición del videojugador.

Ted “Million Dollar Man” DiBiase – Un gran personaje, icónico villano estilo caricatura tan recurrido en aquellos años. Sin embargo en este juego es el sparring ideal para que el video jugador se aclimate al juego ganándole. Es lento y sus golpes no son muy fuertes.
Bam Bam Bigelow – Apodado “The Beast from the East“, un luchador más rápido y ágil que DiBiase. De hecho si logras ejecutar su vuelta de carreta (es el único que tiene dos movimientos diferentes al correr) es un aliviane. Tampoco es muy fuerte.
Honky Tonk Man – Lo odio, abomino y detesto. Es un luchador bastante veloz, por lo que aporrearlo puede ser un poco difícil. Él te puede recetar ráfagas de golpes de mediana intensidad, lo cual es útil si el rival es más débil, que solo hay dos. Con los demás puede comprarle algo de tiempo, pero costaría trabajo derrotar a los rivales de élite. ¿Ya mencioné que lo odio?
Randy “Macho Man” Savage – Una importante adición, ya que en esos años el tipo era una figura principal en la WWF. Compite en rapidez con Honky Tonk Man, pero es más fuerte. Lo considero un buen punto de partida en el juego si no eres de los que quiere iniciar con los abusivos.
André The Giant – A mi parecer, el mejor luchador del videojuego. Es más lento incluso que Ted DiBiase, pero no es un problema con este luchador, excepto en el modo de luchas por tiempo. Por mucho, el más fuerte, con golpes devastadores aunque de poco alcance. Y vaya que aguanta recibir golpes. Gozo mucho usarlo para golpear a ya saben quien.
Hulk Hogan – Puede considerarse el jefe final, porque en el modo de torneo es el último al que enfrentas. Solo André The Giant es más fuerte que él, y en velocidad no le pide nada a los demás. Créanme, una lucha contra los más débiles es un combate de corta duración.

Otras Plataformas

Pantallas LCD

De veras que pensé bastante si mencionar esto o no, pero en esos años hubo varios juegos de pantallas de cristal líquido, muy populares previo a la difusión de consolas portátiles de cartuchos intercambiables.

Acclaim, quien distribuyó este juego para el NES, también distribuyó (no he podido averiguar si lo desarrolló o no) una versión para este tipo de… plataforma.

Tristemente no he podido jugarlo, por lo que ignoro si solo compartieron el título, o hubo más similitudes. Esperemos pronto sea emulado e incorporaré en una actualización de esta entrada mis impresiones del mismo. Si a alguien le interesa la trama (parece que tiene) puede consultar esta imagen.

Legado

El juego aparentemente logró sentar bases y demostrar que había público para videojuegos que lleven algo relacionado con WWF (y con otras empresas posteriormente) en el título, por lo que siguieron varios más para esta y varias plataformas más.

Dos años más tarde salió otro videojuego, desarrollado por otra compañía, Ocean, pero llevando el mismo nombre y para varias consolas. Tiene un forma muy distinta de jugar, y por lo poco que he podido averiguar, no pareció recibir muchos elogios.

Epílogo

No le saques… no huyas.

A mi parecer, muchas de las críticas del juego, hay que analizarlas desde la perspectiva de que buscaban ofrecer, como ya se mencionó. Aun así critico la carencia de llaves aplicables, considerando que títulos previos y en la misma consola manejaban un repertorio amplio, aunque básico, en ese rubro.

Dicho lo anterior, es un juego aceptable si consideramos ese enfoque, y a mi parecer, siempre será divertido atizar a Honky Tonk Man. Debo dar mérito a que cada luchador tiene un estilo muy marcado y distinto de los demás, aunque hubiera preferido un balance mayor entre los mismos.

Este videojuego sentó el precedente de que con el licenciamiento de uso de nombres de luchadores reales, sin incurrir en arquetipos, podría llegar a ser exitoso.

Ese mismo año, 1989, surgió otro juego de Arcade, WWF Superstars, que optó por mezclar la semejanza a los luchadores y un mayor llaveo. Eso fue exitoso, y escribiremos de ese juego definitivamente.

Referencias

Ícono de Deporte diseñado por Freepix de FlatIcon con la licencia CC 3.0 BY

Ícono de Consola NES diseñado por SmashIcons de FlatIcon con la licencia CC 3.0 BY

Ícono de Handheld LCD diseñado por xnimrodx de FlatIcon con la licencia CC 3.0 BY

Imagenes de Handheld de Wrestlemania tomadas del sitio Electronic Handheld Museum.

EstadioRetro

Informático y aficionado a videojuegos de antaño. Mexicano y español. Me gusta un buen café. Mi deporte favorito es el beisbol, pero disfruto de muchos otros.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *